Estamos padeciendo un sistema de salud en crisis. La falta de infraestructura, el escaso personal y el difícil acceso a los servicios, representan el mayor déficit del área en las últimas décadas. Más del 45% del personal carece de estabilidad laboral y no tiene cobertura social. El 44% de la población sólo tiene la cobertura del hospital público. La inversión en insumos y medicamentos ha disminuido en términos nominales un 40% en los últimos 5 años. Esta situación de deterioro de la salud pública, arroja a las manos de las clínicas privadas a todo aquel que tenga una urgencia y no pueda esperar meses para atenderse en un hospital. Desde la administración del estado se propicia de manera deliberada la mercantilización de la salud. La inversión en salud de acuerdo al PBI es la más baja de la región. Para garantizar el acceso a la salud y acabar con el modelo de privatización, proponemos:

1- Aumento efectivo del presupuesto de salud. Basta de vaciar el hospital público. Aumento salarial de emergencia.
2- Pase a planta y estabilidad de todo el personal de salud y eliminación de las guardias de 24 horas.
3- Plan de infraestructura, con reparación y construcción de establecimientos.
4- Reordenamiento del sistema de salud nacional con eje en la atención primaria, salas integrales y campañas de prevención efectivas.
5- Universalización de la información sobre sexualidad y anticoncepción. Garantizar el derecho al aborto no punible en todos los hospitales del país.
6- Construcción y puesta en marcha de un laboratorio nacional de producción de medicamentos genéricos, para ser entregados gratuitamente. Promoción de la investigación científica con fines sociales.
7- Sistema de cloacas y provisión de agua potable a cargo del estado y con control vecinal.
8- No al desmantelamiento de los servicios de Salud Mental. Crear un una red de salud mental integrada a los sistemas de atención primaria y hospitales generales. Planificación y participación de trabajadores y usuarios en la aplicación de la Ley de salud mental.
9- Desmanicomialización, pero con presupuesto y planificación: Construir casas de medio camino, como alternativa terapéutica al manicomio. Conformar equipos de atención de salud mental comunitaria.
10- Sistema único estatal de salud controlado por los trabajadores y usuarios, para garantizar una salud pública de acceso universal, gratuita, igualitaria y de calidad.